Este sitio sitio web hace uso de cookies.

La utilidad de las cookies es guardar el historial de su actividad en nuestra página web, de manera que, cuando la visite nuevamente, ésta pueda identificarle y configurar el contenido de la misma en base a sus hábitos de navegación, identidad y preferencias. Ello podrá hacerlo mediante las opciones disponibles en la presente ventana o a través de la configuración de su navegador, según el caso. En caso de que rechace las cookies no podremos asegurarle el correcto funcionamiento de las distintas funcionalidades de nuestra página web. Saber más

Acepto

 iconofacebook iconotwitter1 iconoyoutube iconovimeo

DSC 1513 copiaSe marchó a Centroamérica con 23 años, y tras 50 de entrega y servicio, el Hermano Lucas Manzanal regresa a su España natal con la mirada llena de recuerdos, la mochila cargada de vivencias y la tarea de reencontrarse con un país que poco se parece al que un día dejó y la de recuperarse de su delicada salud en el Monasterio de Santa María de la Estrella, en la localidad riojana de San Asensio.

Muchos han sido los pasos dados durante todos estos años, desde su desembarco en la ciudad colombiana de Barranquilla, hasta su estancia en León de Nicaragua, donde vivió una situación social y política complicada que afrontó con su mejor disposición en el hospicio, donde estuvo hasta 1978, fecha en la que continúa su camino hasta Venezuela, un país del que guarda muchos y buenos recuerdos y que deja en un momento de dificultades para todos los que viven su realidad actual.

En Venezuela, donde deja muchos y queridos amigos, que además han expresado su admiración y su cariño por quien consideran una pieza significativa en la evolución de las obras educativas de La Salle en el Sector Venezuela (Distrito Norandino), se dedicó a la enseñanza de Dibujo Técnico, primero en la Fundación La Salle en San Félix y Margarita, y luego en Barquisimeto, Caracas, Mérida, Puerto Cabello y Valencia, dejando, sin duda, un recuerdo imborrable para sus alumnos y todos aquellos que le conocieron dentro de la comunidad.

Bienvenido a su casa, Hermano Lucas, y gracias por entregar su vida a la educación, por sus detalles, por su dedicación y la huella marcada en miles de jóvenes que tuvieron la oportunidad de ser formados por hombres como usted.

Template Settings
Select color sample for all parameters
Red Green Blue Gray
Background Color
Text Color
Google Font
Body Font-size
Body Font-family
Scroll to top